TU FUTURO DESCANSA EN DIOS

PASE LO QUE PASE…

Yo Soy El Buen Pastor

 

Ayer comprobé “de cerca” como la vida de una persona puede dar un giro radical e inesperado en cuestión de segundos; sin embargo, aunque pareciera un hecho aislado, casual e inaceptable, se trata de algo que ya estaba escrito en la “agenda” de Dios para llevar a cabo sus propósitos eternos. Esto coincide perfectamente con lo que Pablo escribe en su carta a los romanos: “Y sabemos que a los que aman a Dios, todas las cosas les ayudan a bien, esto es, a los que conforme a su propósito son llamados”(Romanos 8:28). Todo ayuda a bien; incluyendo aflicciones, derrotas, lágrimas y heridas del corazón.

Todos esos hechos casuales sucedidos hasta hoy en tu vida, han sido dirigidos y permitidos por la soberanía de Dios. Así que aunque pase lo que pase en los días próximos, será la PAZ de Dios la que gobernará tu corazón, aunque en su momento no comprendas ni aceptes nada de lo que está pasando. Todas tus “coincidencias” están escritas con la pluma magistral de Dios.

El número de kilómetros que te hacen falta por recorrer en la autopista de la vida, ya están anotados por Dios; sean muchos o pocos los que te hagan falta, están seguros en él. No te angusties por ello.  Cuando vives el “HOY” bajo la cobertura del Dios eterno, entonces tu “MAÑANA” está plenamente garantizado.

Créelo…

Aunque pase lo que pase, ten la certeza que más allá de toda probabilidad lógica, Dios procederá a tu favor. Por eso: “Encomienda a Jehová tu camino; confía en él, y el hará” (Salmo 37:5). Encomiéndaselo, pero siguiendo las pautas del “mapa” de su Palabra que es la brújula garantizada que ilumina tus pasos. “Lámpara es a mis pies tu Palabra y lumbrera a mi camino” (Salmo 119:105)

Recuerda que aun en medio de tus “días grises” no te faltará Dios…   Aun en medio de pruebas fortísimas, te dará TODA la asistencia que necesites. Él le dará color y sentido a tu vida, porque verás más allá de las fronteras de las circunstancias, más allá de todo método incomprensible. No olvides el consejo divino: “Tened por sumo gozo cuando os halléis en diversas pruebas, sabiendo que la prueba de vuestra fe produce paciencia. Mas tenga la paciencia su obra completa, para que seáis perfectos y cabales, sin que os falte cosa alguna”. (Santiago 1:2-4)

 

DIOS NO DEJA NADA “A LA MITAD”.
TODO LO TERMINA BIEN.
TU FUTURO DESCANSA EN ÉL.

 

————————-.

Blog

http://alfredolievano.blogspot.com

Twitter:

https://twitter.com/#!/JAlfredoLievano

—————————-

Posted on 21 mayo, 2015, in alfredolievano.blogspot, Beatriz C. González C., José Alfredo Liévano, Yo soy el Buen Pastor and tagged , , , , , , , , , . Bookmark the permalink. Leave a Comment.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *